los blogs de Canarias7

Novedades en la categoría Jan Svankmajer


La edición número 11 del Festival Internacional de Cine de Las Palmas de Gran Canaria empieza a tener cara y ojos. A pesar de la incertidumbre que muchos se empeñan en generar alrededor de este evento, el próximo 12 de marzo se abrirán las puertas de un Festival que año tras año pelea por consolidar su apuesta por un cine atrevido y exigente.


Es evidente que la omnipresente crisis económica afectará de manera notable al Festival. Lo contrario hubiera sido contraproducente y, en cierta forma, algo obsceno. Pero al menos por lo que se desprende de la nota de prensa emitida por la organización "...el festival responderá a la política de austeridad y contención de gasto que el Ayuntamiento ha dispuesto sin que por este motivo se vea afectada la calidad de la programación del certamen". Al mismo tiempo, se precisa que "... la austeridad se verá reflejada en los aspectos que generalmente acompañan y dan empaque a este tipo de eventos, las galas, la ausencia de fiestas y la contención con los invitados". Una buena noticia.


En los próximos tres meses se irán desvelando aspectos cada vez más precisos de su programación, pero ya conocemos tres nombres propios a quienes se dedicará un espacio de relevancia. Se trata de tres directores que responden con precisión al perfil requerido por el Festival. No en vano, dos de ellos (el brasileño Cao Guimaraes y el francés Philippe Grandieux) han visto como sus obras ya han sido exhibidas y premiadas en dicho festival. Y el tercero es toda una leyenda: el checo Jan Svankmajer.


jan-svankmajer.jpg

De Guimaraes y Grandieux hablaremos otro día (prometido). Hoy nos apetece detenernos un poco en este checo, quizás desconocido para algunos pero que en el mundo de la animación es sin ninguna duda uno de los personajes más relevantes de todos los tiempos. Svankmajer estudió en el Instituto de Artes Aplicadas y en la Facultad de Marionetas de la Academia de Praga, trabajando como director teatral en el Teatro de Máscaras, el Teatro Negro de Praga y la prestigiosa Laterna Magika. Desde que en 1964 estrenase su primer corto se ha mantenido en activo con una vigorosidad descomunal, salteando sus cinco largos y casi treinta cortos con diversos trabajos como artista gráfico, escultor, diseñador y poeta. Casi todos los años tenía al menos una pieza nueva con la que sorprender al mundo, forjando una trayectoria repleta de brillantez y que sin embargo se vio truncada a mitad de los 70 cuando las autoridades checas le prohibieron trabajar durante cinco años por motivos políticos.


Suele recurrir a la técnica de stop-motion, aunque no ha desechado las opciones de trabajar con actores reales, máquinas, esqueletos o muñecas, según la ocasión. Quienes siendo fans de Terry Gilliam o Tim Burton no conozcan la obra de Svankmajer se sorprenderán por la influencia que éste ha ejercido en esos y otros cineastas posteriores, sobre todo en el aprecio por cierta poética de la oscuridad siempre envuelta en un halo de romanticismo.


Svankmajer ha recibido homenajes en el Festival de San Francisco o en la America Cinema Foundation, y los festivales de medio mundo han premiado gran parte de sus obras. Les invitamos a degustar un par de perlas que pueden ayudarles a formarse una idea de su cine. Empecemos con uno de sus largometrajes, "Fausto" (1994), donde refunde diversas aproximaciones a ese eterno mito del hombre que vende su alma al diablo, siendo galardonado por ello en foros de gran relevancia para el género como Fantasporto y Annecy, además de ser premiado por los críticos checos y por la Academia Checa del Cine.



Uno de sus cortos más renombrados es "Tma/Svetlo/Tma" (1989), una pieza de apenas seis minutos que fue premiada en Cracovia, Berlín y Espinho (Portugal) y que nos cuenta como un cuerpo humano se reconstruye a sí mismo, no sin ciertas dificultades, dentro de una pequeña habitación.



Con casi 80 años a sus espaldas, Svankmajer se mantiene en activo, teniendo a punto de estreno su último trabajo "Přežít svůj život (teorie a praxe)", una comedia con toques de terror sobre un anciano que se aferra a los recuerdos de su infancia para evadirse de una vida de frustraciones. Según algunas informaciones, tiene previsto su estreno en la República Checa para febrero de 2010, por lo que con un poco de suerte, se podría incluir en la retrospectiva del Festival de Las Palmas.

Categorías